Hay clases y clases

lunes, 16 de agosto de 2010

Tengo una familia muy pequeña y como he dicho alguna vez, somos la versión paya de un clan gitano. Estamos muy unidos y todo lo hacemos juntos y los problemas de uno son los problemas de todos.

Mi ex, enseguida se hizo a ellos. No tenía a nadie aquí así que se apoyó mucho en los míos y la verdad es que se hacía querer por lo que el cariño que ellos le tenían también era muy grande.

Todos lo pasamos mal con la separación. No fue agradable para nosotros pero tampoco para mis padres o mi abuela, por ejemplo. A pesar de todo, mi familia se ha portado de una manera muy elegante. Todos le llamaron cuando se marchó para desearle lo mejor. Y en Navidad. Y en su cumpleaños. Y le llaman de vez en cuando para ver qué tal está.

Nadie de los suyos me ha llamado a mí. Sólo recibí un escueto email de uno de sus amigos en el que me deseaba buena suerte.

¿Sus padres? Ni mú.

¿Sus hermanos? Ni mú.

Ni una llamada ni un mensaje de despedida. Nada. Y eso después de siete años de relación y convivencia.

Ahora, mi ex se ha roto un pie. Como en la sanidad pública no le querían operar, llamó a un primo mío anestesista que tiene un buen amigo traumatólogo. Mi primo hablo con su colega y le dieron cita el mismo día.

El traumatólogo lo examinó y aconsejó operar y se ofrecieron para hacérselo ellos mismos en su clínica privada. Sin coste ninguno. No sé cuánto puede suponer una operación así pero por muy sencilla que sea, no creo que la cantidad sea pequeña.

Pero supongo que tampoco ahora recibiré ninguna llamada de agradecimiento por el favor.

A mí me queda el consuelo de saber que, independientemente de lo que haya pasado entre nosotros como pareja, mi familia ha hecho siempre lo que sentía que debía hacer.

Y es que hay clases y clases.

30 comentarios:

violetazul on 16 de agosto de 2010, 13:36 dijo...

Pues sí, clases y clases, y ha quedado claro, que la tuya es de la buena!
Besos!!

Perla N. on 16 de agosto de 2010, 16:19 dijo...

Gracias, Violetazul!

La verdad es que no me puedo quejar de familia. Si es que les tengo que querer, jejeje.

Lo que me toca las narices de la familia de mi ex es que va de super beata y buena cristiana y luego mira. Prefiero los hechos a tanta palabrería.

María on 16 de agosto de 2010, 17:14 dijo...

No todos somos iguales, eso es cierto.

Cuando mi ex y yo rompimos, después de 7 años juntos y 2 conviviendo, decidimos no "romper" nuestras vidas. Teníamos amigos comunes, nuestras familas se conocían... y aunque dejamos clara la ruptura, también dejamos claro que no nos veíamos como unos hijos de puta, sino como unos ex novios a los que recordar con cariño.

A día de hoy nuestra pandilla común sigue intacta, nos vemos a menudo (vivimos en ciudades distantes) y nuestras respectivas familias se saludan si se cruzan y se piden favores con naturalidad.

Yo creía que eso era de lo más normal... y resulta que, con los años, he aprendido que somos -ambos- unos privilegiados... y tú también, Perla, porque tu familia merece la pena.

rubita on 16 de agosto de 2010, 17:55 dijo...

Eso no lo dudes pero un poquico de cara si que tiene el tio ¿no?

Por muy bien que se porte la familia de tu ex (en este caso la tuya) desde luego yo no tendria el valor suficiente para llamarles y decirleees "oye mira, no me quieren operar y necesito de vuestra ayuda" ¿pero esto que es??

Desde luego tu family se nota que es de otra clase. Eso deberia ser lo normal, ayudarse los unos a los otros, pero no se, un poco de cara por parte de el ¿no?

Un besico wapa, feliz semana

Pilar on 16 de agosto de 2010, 18:05 dijo...

Tengo una teoría al respecto de esas clases, y te la paso por si te sirve, tú has tenido la suerte de tener la familia que tienes y eso te hace ser como eres, él no estuvo tan atento en el reparto y le tocó la que tiene y es tan díficil superar esa influencia.
Es triste porque no son capaces de separar vuestros problemas de la relación persona a persona que llegaste a establecer, aunque, al menos en mi caso, pasando el tiempo las aguas vuelven a su cauce, menguadas pero serenas y con quien realmente "te entendias" puedes volver a hacerlo.

Felicidades por tu familia.

(los de las tribus nos reconocemos, y aunque tiene sus pegas, seguro, nada como saber que están)

Carmen on 16 de agosto de 2010, 21:23 dijo...

Es que la tuya es de clase superior.
(Lo digo con conocimiento de causa) De la suya, mejor no opino. Ya sabes que siempre me ha mosqueado un poco la gente taaaaan buena y taaaaan perfecta...

Biquiños Perla

Hablamos

Perla N. on 17 de agosto de 2010, 9:01 dijo...

María, pues sí, vosotros sois unos privilegiados. Parece que lo normal es acabar tirándose los trastos a la cabeza y sangrarle al otro lo máximo posible. En mi caso no fue así. Una vez acepté que la historia había terminado, siempre tuve claro que no iba a joder a quien había querido (y sigo queriendo) mucho. No va conmigo.

Perla N. on 17 de agosto de 2010, 9:01 dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Perla N. on 17 de agosto de 2010, 9:02 dijo...

Rubita, no es exactamente así... Si hay algo que no es mi ex es caradura y aprovechado. Él no llamó a mi primo para que le operara sino para tener una segunda opinión. Fueron mi primo y su colega quienes, ante la negativa de la sanidad pública, se ofrecieron a operarle ellos sin ningún coste. Él estaba dispuesto a sacar el dinero de donde fuera.

Perla N. on 17 de agosto de 2010, 9:03 dijo...

Pilar, la verdad es que, excepto con uno de sus hermanos y su mujer, yo no tenía una relación de confianza con nadie de su familia.
Viven lejos y somos muy diferentes así que no conectábamos mucho. Pero hubiera agradecido un poquito de educación.

Es triste decirlo pero sinceramente creo que en el fondo se alegran de que su hijo ya no esté conmigo.

Perla N. on 17 de agosto de 2010, 9:04 dijo...

Carmencita, gracias, gracias. Mi familia tiene sus cosas, lo sé, pero me gusta ese rollo tribu (como dice Pilar) que tenemos.

¿Su familia? Pues ya sabes, siempre tan correcta, tan beata... mucho rosario y mucha misa pero a la hora de la verdad poquita clase. Prefiero no saber lo que andan diciendo de mí.

QuietBrown on 17 de agosto de 2010, 9:10 dijo...

Algo que siempre me fascina/aterra es: convives o sales o lo que sea con alguien durante un tiempo. Compartes tu vida con esa persona y eso implica su familia y sus amigos, en mayor o menor grado. Como dice María, yo veo lo más lógico que luego, cuando la relación se rompe, aunque pase un tiempo de "ajuste" o de duelo, sigas hablando con sus amigos, con su familia... No vas a ir a comer los domingos a su casa, pero si cortas del todo la relación, ¿es que esa gente no te importaba? ¿No les has cogido cariño? Siempre, claro está, hablando de rupturas civilizadas, pero... No sé, no puedo entender esas rupturas totales, borrando -que no se puede, oiga- todo lo que has vivido y ha representado esa persona. Nu sé, debo ser cortita... =D
¡Un beso Perla!

Anita on 17 de agosto de 2010, 9:12 dijo...

En mi familia también somos como un clan gitano, y además somos muchos, así que solo nos falta ser gitanos... jajajajaja

En estos casos se demuesta como es la gente y tú tienes suerte de estar rodeada de una familia de buena gente.

Besitos

Regalp on 17 de agosto de 2010, 9:52 dijo...

Yo mantengo una muy buena relación cono mi ex después de 11 años de relación, fue la persona más importante de mi vida durante ese tiempo y aún sigue siendo alguien muy importante, con quien compartí los mejores momentos de mi vida.
Por todo ello y por todo lo vivido, sigo teniendo una magnífica relación con su familia y amigos y, a su vez, ella con la mía y los míos.
Eso es lo normal, cualquier otra cosa es enfermiza y totalmente absurda.

Coincido totalmente con lo que dice Quiet Brown

Bicos

Perla N. on 17 de agosto de 2010, 11:12 dijo...

QuietB, eso mismo digo yo... ¿esta gente no me tenía cariño? Pues por lo que se ve, no. Así que, hale, a tirar p’alante.

Pienso igual que tú. Tampoco puedo entender cómo se puede borrar a una persona de tu vida, hacer como si no hubiera existido cuando has compartido tanto. Para mí, S. es alguien muy importante, una persona que me conoce mejor que nadie, que ha estado conmigo en momentos difíciles y no me imagino mi vida sin que él esté presente.

Perla N. on 17 de agosto de 2010, 11:13 dijo...

Anita, yo siempre digo que mi familia somos como los Flores: armamos mucha bulla, nos va la juerga y cualquier excusa nos vale para celebrar algo (yo me imagino a los Flores así... bueno, cuando vivían todos, quiero decir). Me alegro de que tú también tengas algo igual.

Y está mal que yo lo diga pero sí, mi familia es buena gente ;-)

rubita on 17 de agosto de 2010, 11:13 dijo...

aaaaaaaa ok ok, entendi mal pues.

De todas formas, se nota la clase de personas entre una familia y otra.

Besos

Perla N. on 17 de agosto de 2010, 11:14 dijo...

Regalp, yo también tengo una buenísima relación con mi ex y entiendo la ruptura igual que tú. Es alguien con quien he compartido las alegrías, las penas... en definitiva, la vida. Me gusta pensar en él y sonreír y, como dice María, recordarle a él y a nuestra historia siempre con cariño.

Yo le decía que me gustaría que fuéramos como Vicky Martín Berrocal y el Cordobés, que nunca dicen nada malo uno del otro, al contrario, sólo tiene buenas palabras. Y yo puedo asegurar que jamás diré algo negativo de S. porque no lo siento. Lo nuestro no funcionó pero él es una persona increíble y siempre le desearé lo mejor.

Perla N. on 17 de agosto de 2010, 11:15 dijo...

Rubita, ahí te doy la razón, jejeje, se nota diferencias entre unos y otros.

Besosss.

Heike on 17 de agosto de 2010, 13:03 dijo...

Perla, la elegancia del norte... se lleva interiorizada.

Yo guardo inmenso cariño a todos mis ex. Con unos tengo mejores relaciones que con otros. Toda mi familia me pregunta siempre por uno de ellos, y tengo muchisimo cariño a su familia. Me gusta preguntarle por todos cuando le veo...

Asi que entiendo que te duela esa falta de clase...

Ellyllon on 17 de agosto de 2010, 13:16 dijo...

Si es que la educación y el "savoir faire" no va con el carné del buen critiano ni te lo impregnan en la pila bautismal ni te la dan en forma de ostia (de la de oblea, eh?) cada domingo.

Siempre estarás orgullosa de los tuyos mientras que él nunca podrá estarlo de los suyos.

Bicos
Elly

BET on 17 de agosto de 2010, 14:01 dijo...

Si señora, hay clases y clases, afortunada eres de tener una familia así de unida y tu ex también es afortunado por poder contar con ellos, una lástima que los suyos no sean así.

Besos !

Ellyllon on 18 de agosto de 2010, 9:52 dijo...

Por cierto, se me olvidó.
La porrusalda me salió de vicio.

Yo no sé cómo queda la original, pero yo la dejé tipo puré y no quedó para repetir jejejejejejeje

Un Besico
Elly

pinkocha on 18 de agosto de 2010, 12:36 dijo...

Uy, Perlita, cuanto tiempo sin pasar por aquí...
Tu historia me recuerda al divorcio de mis padres. Acabaron bastante mal, la verdad, pero mi madre siempre estuvo ahí cuando mi suegro la necesitó, porque, como ella decía, "si lo quería y respetaba hace dos años no voy a dejar de hacerlo porque su hijo sea un cretino". Así que lo visitó cuando estuvo ingresado, habló con médicos amigos suyos cuando fue necesario. Y cuando, por desgracia, murió, fue la primera en llegar al tanatorio aunque me consta que no le apetecía una mierda ver a mi padre.
Sin embargo, cuando murió mi otro abuelo, nadie de la familia paterna dio señales de vida...
Pues sí, querida, hay clases y clases y nosotras somos afortunadas.

Perla N. on 18 de agosto de 2010, 16:40 dijo...

Heike, si las cosas han acabado de manera civilizada pienso que hay que recordar a los ex con cariño.

Yo con mi anterior ex tuve una buena relación después de dejarnos hasta que la cosa se torció. Ya no estamos en contacto pero cuando lo recuerdo sólo pienso en lo feliz que fui con él. Claro que entonces vivía en Bilbao, igual eso ayudaba ;-P

Perla N. on 18 de agosto de 2010, 16:41 dijo...

Elly, amén hermana.

No se lo he preguntado nunca ni lo voy a hacer pero me gustaría saber qué piensa de cómo se ha portado su familia. Creo que él se tiene que dar cuenta de la diferencia.

Sobre la porrusalda, cada maestrillo tiene su librillo pero en teoría deberían quedar los trozos de verdura enteros. Bien hechos, eso sí. A mí me gusta mucho, además, es un plato sanísimo.

Perla N. on 18 de agosto de 2010, 16:43 dijo...

Bet, gracias!

Sí, es una suerte poder contar con la familia. La mía, afortunadamente, siempre está al pie del cañón.

Perla N. on 18 de agosto de 2010, 16:44 dijo...

Pink!! La reflexión de tu madre era acertadísima. Efectivamente, los sentimientos hacia las personas no cambian de un día para otro y, sobre todo, hay que saber separar lo que es la relación de pareja del resto de afectos.

Tu madre demostró que tenía mucha pero que mucha clase.

Tere on 18 de agosto de 2010, 20:52 dijo...

desde luego esto de los sentimientos es para hacer un blog dedicado exclusivamente a ellos!! son tan dificiles de controlar...

volvere pronto por tu blog, me ha gustado mucho tambien! :P

besines desde http://www.sweetstyleblog.com/

Perla N. on 19 de agosto de 2010, 11:54 dijo...

Tere, muchas gracias!

Vuelve cuando quieras, serás bienvenida.

 

Copyright © 2009 Grunge Girl Blogger Template Designed by Ipietoon Blogger Template
Girl Vector Copyrighted to Dapino Colada